Inicio Opinión Reflexiones constitucionales

Reflexiones constitucionales

0
0
25

 

Cuidado con el Tratado

 

Alfredo RÍOS CAMARENA

 

En el momento actual no hay duda de la importancia económica, comercial, estratégica, migratoria y de seguridad que tienen las relaciones de nuestro país con Estados Unidos y que también son fundamentales para nuestros vecinos del norte; por eso, no podemos, ni debemos centrarnos solamente en las condiciones de la relación comercial.

En el último documento que presentó el gobierno de Estado Unidos, antes del inicio formal de las pláticas de la renegociación, se insiste en que el déficit de la balanza comercial favorece a México; sin embargo, ¿qué sucede en realidad con este flujo multimillonario de dólares? y ¿qué pasa con las utilidades de las grandes empresas trasnacionales? que, a final de cuentas, son las que obtienen los beneficios, quedando en nuestro país solamente los empleos y los impuestos.

El Tratado de Libre Comercio debe manejarse en tiempos y formas que permitan realizar un análisis de fondo.

Hizo muy bien el gobierno mexicano al plantear una negociación de todos los temas, no se debe abandonar esta postura en aras de una rápida solución, que deje asimetrías que perjudiquen nuestra nación. Qué bueno que no se estén planteando aranceles ni cuotas; sin embargo, por otro lado, debemos cuidar la fuente de los ingresos, que sí repercute en la sociedad más pobre, como el caso de las remesas de nuestros trabajadores discriminados y perseguidos, que envían enormes cantidades de dólares que sirven para la supervivencia y la vida de muchos pueblos campesinos.

El tiempo de la renegociación está influido por el calendario político, no sabemos en realidad si este gobierno va a concluir los acuerdos respectivos, porque en 2018 tendremos la elección presidencial en México, cuyo resultado, hasta hoy, es absolutamente incierto, y también en Estados Unidos habrá elecciones en la Cámara de Representantes y parte del Senado, que pueden cambiar la correlación de fuerzas en ese país.

El gobierno mexicano debe ser cuidadoso de los tiempos y no tomar medidas que puedan perjudicarnos; la posición nuestra es difícil, pues los negociadores seguramente cambiarán con el nuevo gobierno, lo que favorece —al menos en la visión actual— las probables candidaturas de Luis Videgaray y de José Antonio Meade que son, sin duda, los integrantes del gabinete que, junto con Guajardo, conocen más a fondo este tema de vital importancia hacia el futuro inmediato.

La negociación del Tratado debe complementarse con acuerdos que favorezcan la mejoría del salario de los trabajadores, la cláusula democrática que México firmó con la Unión Europea, el tema de la corrupción que hoy se pone en la mesa y es fundamental, siempre y cuando no pongamos las instituciones nacionales en peligro de ser violentadas desde el extranjero y, desde luego, el tema de la seguridad continental.

Frente a la actitud soberbia y xenofóbica que mantiene Trump, no debemos perder el control de esta relación, ni por prisa ni por temor. Tenemos necesariamente que buscar soluciones integrales que mejoren a los tres países firmantes del Tratado, no solamente en el aspecto comercial, sino en lo cultural, en lo migratorio y en la seguridad, pues, el mundo se encuentra en un caos donde la locura del presidente Trump puede provocar un conflicto bélico de enormes proporciones, en el cual, queriendo o no, estaríamos involucrados.

La geopolítica debe estar vinculada al patriotismo y al análisis de los principios constitucionales e históricos de la nación.

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Opinión

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *

Compruebe también

Un muerto y cinco heridos, saldo previo por explosión en ducto de Pemex en Veracruz

Este sábado por la mañana se reportó una explosión de ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex…