Inicio Reportajes Guzmán Cobián, el sectario omiso de Murat

Guzmán Cobián, el sectario omiso de Murat

0
0
37

Sólo el titular de la Secretaría de Economía del gobierno de Oaxaca no protestó contra la ampliación a 44 municipios más del Estado de México, Morelos y Aguascalientes, dentro de la Denominación de Origen del Mezcal, como lo hicieron ocho estados más del país; productores de diversas entidades cuestionan la falta de eficiencia de la Comisión del Mezcal de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), que encabeza el oaxaqueño Alejandro Murat Hinojosa

 

Agencia OMNIAmedia

 

Más de 200 comunidades productoras de mezcal, 152 marcas certificadas y gobiernos de ocho estados exigieron al gobernador Alejandro Murat Hinojosa su intervención ante el gobierno federal para oponerse a la ampliación de la denominación de origen de la bebida en 44 municipios, 23 de ellos en Morelos, 15 del Estado de México y 6 de Aguascalientes.

En una carta firmada y dirigida por el Consejo Regulador del Mezcal al mandatario estatal, los productores exhibieron la nula gestión de su secretario de economía, Juan Pablo Guzmán Cobián, quien les niega la atención, pese a que tiene la obligación de defenderlos ante la amenaza de que la producción se haga en lugares en donde ni siquiera es nativo el maguey.

“Sabemos que es usted el coordinador de la Comisión del Mezcal dentro de la Conferencia Nacional de Gobernadores y que en su momento dimos la bienvenida públicamente a este afortunado acontecimiento, pues abrigamos la esperanza histórica de que, por primera vez, nuestro máximo mandatario nos defendiera, nos protegiera al menos nos entendiera y escuchara”, le dicen.

Lo anterior, luego de que el 13 de julio pasado, el instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI) remitió al Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer) la resolución aprobatoria para la inclusión de los 44 municipios.

“Él IMPI ha obviado los procedimientos legales normales, quizá por presiones politices externas, y con gran desinterés ha hecho caso omiso a las objeciones nacionales”, afirman los productores.

Ante el desconocimiento del mandatario, los mezcaleros le dicen que desde el año pasado se han opuesto jurídicamente a esta inclusión. Indicaron que hasta ahora la objeción fue tomada en cuenta. Esto, agregaron, va en contravención de la Constitución federal, debido a que se niega el derecho de audiencia y se discrimina a los pueblos indígenas.

“Mientras las secretarías de Economía de otros estados con Denominación de Origen se opusieron, la Secretaria de Economía de su gobierno no se opuso, por no tener el conocimiento técnico necesario, para defender con gallardía y altura a los productores de Oaxaca y a nuestras comunidades indígenas, que no han sido  consultadas”, le expusieron al gobernador.

El desconocimiento de la ley o exime de su cumplimiento., le precisaron contra el secretario de economía.

 

Abaratan mezcal: proliferan comercializadores

 

El 8 de agosto se publicó en el Diario Oficial de la Federación la resolución mediante la cual se modifica la Declaratoria General de Protección de la Denominación de Origen para incluir los municipios de los estados beneficiados.

También en misivas dirigidas al presidente del IMPI, Miguel Ángel Margain, por parte de ocho de los nueve estados productores –debido a que solo Oaxaca no protestó–, le reclaman la modificación de la Denominación de Origen y le observan que una vez revisada la petición de los nuevos municipios que quieren ser mezcaleros “no reúnen las condiciones legales y reglamentarias necesarias para su procedencia”.

Como en algunos ayuntamientos autorizados no existe siquiera antecedentes de siembra o presencia silvestre del maguey, los mezcaleros propusieron que sean validados por un comité técnico para el dictamen de los municipios a reconocerse, integrado por cinco entidades administrativas: el Consejo Regulador del Mezcal, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), la Comisión Nacional de Biodiversidad (Conabio), el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (Inegi) y el mismo Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI).

Las cinco instancias deliberarían y dictaminarían, además de que formarían un colectivo que “por su naturaleza jurídica es menos probable que alguna presión política en su caso surta efecto”,

En sus cartas, los gobiernos estatales reconocen que el Consejo Regulador del Mezcal  es la entidad que se encuentra facultada y en condiciones de dictaminar la existencia o inexistencia del mezcal.

Las gestiones fueron respaldadas por  presidente del consejo, Hipócrates Nolasco Cancino.

Con la incorporación de los 44 ayuntamientos, ya suman mil seis en todo el país, donde se puede producir y envasar el mezcal.

Hasta ahora existen 600 mil hectáreas certificadas en nueve estados: Durango, Zacatecas, Guerrero, San Luis Potosí, Puebla, Michoacán, Tamaulipas, Guanajuato y por supuesto Oaxaca.

 

Ineficiente, la comisión

del mezcal de la Conago

 

El gobernador Alejandro Murat Hinojosa recibió la presidencia de la Comisión del Mezcal en la 54 reunión de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), del 22 de mayo de este año, luego de que fuera creada en esa misma reunión.

En el acuerdo 29, la misión de dicha comisión fue remitida a un solo párrafo:

“La Comisión deberá elaborar su Agenda Temática, Agenda Temática Priorizada, así como su Programa de Trabajo Calendarizado, y presentarlos para su aprobación ante este Pleno de Gobernadores en la próxima Reunión Ordinaria de la Conago, en cumplimiento del artículo vigésimo cuarto de los Lineamientos de esta Conferencia”.

De acuerdo a la comunicación de la misma Conago, la Comisión del Mezcal fue creada a propuesta de Alejandro Murat, para fortalecer la cadena productiva y de valor de esta bebida.

La comisión “trabajará en equipo con el Gobierno de la República, sector privado y productores, para darle mayor promoción y oferta exportable a los mercados internacionales de esta bebida”

La justificación fue porque el mezcal genera más de 10 mil empleos directos y 27 mil 500 indirectos en los 9 estados, que trabajan en apego a la Norma Oficial Mexicana NOM-070-SFI-1994 y la NOM-070-SCFI-2016.

Sin embargo, a la siguiente reunión de la Conago, celebrada el 12 de julio pasado, en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, no se observó ningún avance ni trabajo de la comisión del mezcal.

Con ello, Murat Hinojosa hizo a un lado la problemática de los mezcaleros.

 

Guzman Cobián, un miope de la industria

 

De acuerdo al diagnóstico de la Secretaria de Economía de Oaxaca: tienen un registro de sólo 895 productores, 11 organizaciones empresariales, ocho instituciones educativas y cuatro dependencias gubernamentales dedicadas al desarrollo de la bebida.

Según este mismo informe, que presentó el gobernador ante la Conago, las exportaciones del mezcal han tenido un crecimiento anual sostenido de 18% durante los últimos 6 años, destacando Estados Unidos como el principal destino, con 78% de las mismas.

En contraste, el consejo del mezcal tiene un registro de 2 mil 603 asociados, es decir mil 708 más que las cifras expresadas por Murat.

El CRM señala que en 6 años las exportaciones crecieron 370 por ciento, al pasar de 600 mil a 2.8 millones de litros, y no 18%, como lo dijo el gobernador.

El consejo afirma que se producen un millón 205 mil 646 litros de mezcal envasado equivalente al 65.1% del número total. Las principales regiones del estado con potencial son los Valles Centrales, Sierra Sur y Mixteca.

De acuerdo a las mismas cifras, el envasado para venta nacional aumentó 680%, al aumentar de 270 mil a 2.1 millones de litros.

En tanto, las empresas asociadas al consejo se potencializaron en 330% ciento, al aumentar de 300 a 1,300.

Las comunidades oaxaqueñas han revalorizado sin ayuda del gobierno el precio del litro de destilado de agave y después de iniciar con ventas de 8 pesos ha llegado a comercializarse en $150 el litro.

De esta manera, las marcas  pasaron de 150 a 650 y la bebida artesanal ya es el 90 por ciento de las exportaciones, las cuales se habían iniciado hacia 28 países, pero ahora ya se hace a 60 naciones.

 

Causa consejo tentación del gobierno

 

El Consejo Regulador del Mezcal es una asociación civil que se creó el 12 de diciembre de 1997. Surge luego de que el 28 de noviembre de 1994, se publicara en el Diario Oficial de la Federación (DOF), la declaración de protección a la Denominación de Origen Mezcal (DOM), que incluyó inicialmente a los estados de Durango, San Luis Potosí, Guerrero, Zacatecas y Oaxaca.

La denominación se amplió al municipio de San Felipe, Guanajuato, el 21 de noviembre de 2001; posteriormente a 11 municipios de Tamaulipas el 3 de marzo de 2003. Después se extendió a 29 ayuntamientos de Michoacán el 22 de noviembre de 2012, además del municipio de San Luis de la Paz, Guanajuato, el 2 de octubre de 2015 y lo último habían sido los 115 municipios de Puebla, el 24 de diciembre de 2015.

El Consejo inició formalmente sus actividades para la certificación en octubre del 2003.

Para 2017, el CRM certificaba ventas por 3 mil 900 millones de pesos, casi mil millones de pesos más que en 2016.

La presidencia del consejo tenía que renovarse el 28 de abril pasado en San Juan del Río, pero el proceso se violentó.

Con el respaldo del gobierno del estado, presentó su candidatura el empresario Carlos Guzmán Gardeazabal, tío del secretario de Economía. Todo quedaría en familia.

El empresario, propietario de la mayor empresa comercializadora de agua embotellada de Oaxaca, así como de la única marca de refrescos oaxaqueños, con presencia en el país y en Guatemala, es presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra).

Su competencia fue el mismo dirigente, Hipócrates Nolasco Cancino, quien presentó su candidatura para reelegirse.

El 25 de abril, a tres días de la elección, varios medios de comunicación presentaron un audio que prácticamente hizo retirar la aspiración de Guzmán Gardeazabal.

Se trataba de una conversación telefónica del presidente de la asociación civil Cámara Nacional de la Industria del Mezcal (Canaimez), Raymundo Chagoya Villanueva, quien apoyaba a Guzmán Gardeazabal. En la plática con un interlocutor no identificado, Chagoya dijo que intervendría para quedarse con el consejo regulador, aunque se convirtiera en “un Nochixtlán”. Dicho conflicto dejó el 19 de junio de 2016 siete muertos y 280 heridos.

Chagoya Villanueva pertenece a una familia de mezcaleros relacionados con la política desde el gobierno de José Murat. En el audio se escuchaba:

“Hipócrates llegó a ese punto, llegamos a un momento en que no podemos dejar que siga porque se está creando un monstruo ahí”, decía Chagoya, quien aducía al nexo familiar con los negocios de gobierno: “Esto va un tema de proyecto con mi familia a 20, 25 o 30 años. Tengo demasiada lana como para echar putazos ahorita y en cinco, en 10 y en 20…. Después vamos a ver el tema de negocio, después nos va salir más caro pararlo que ahorita en términos reales de inversión. Le invierto ahorita 500 mil y es más barato ahorita que en tres años que en seis años”.

La intervención del gobierno en el proceso también se evidenció un día antes de la elección, el 27 de julio, cuando el titular de la Secretaria de Finanzas, Jorge Gallardo Casas, ordenó clausurar las oficinas del consejo regulador:

Ante esta situación, el presidente del consejo, Hipócrates Nolasco se instaló en huelga de hambre, a las puertas de  la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, mientras que productores de Santiago Matatlán, San Juan y San Luis del Río, y  de San Baltazar Chichicapam bloquearon la carretera internacional 190  al Istmo de Tehuantepec.

Para dar una salida política del caso, el secretario general de Gobierno, Héctor Anuar Mafud Mafud, se reunió con Hipócrates para deslindar al gobierno del estado de toda relación con Raymundo Chagoya Villanueva y de querer intervenir en las elecciones.

Tras ello, el consejo convocó su asamblea nacional el 12 de mayo en el Campo Deportivo del Estado Mayor Presidencial, en la Ciudad de México, donde militares resguardaron los accesos. Al lugar se presentaron cerca de cien supuestos mezcaleros para manifestarse con lonas en contra de Hipocrates, quien se reeligió sin problema. Guzmán Gardeazabal obtuvo cero votos.

 

Feria del Mezcal, un vil negocio

 

Con estas evidentes diferencias,  el Gobierno del Estado organizó del 21 al 28 de julio la Feria Internacional del Mezcal, en el Paseo Juárez, El Llano, pese a la oposición de ambientalistas.

El consejo del mezcal dirigió una carta abierta al secretario de Economía y al gobernador, para señalar que la instalación de la Feria no pasaba de ser “la cantina más grande de Oaxaca” y acusó nuevamente la complicidad del secretario de Economía, Juan Pablo Guzmán Cobián, en lo que sería un negocio sólo para “un misterioso inversionista”, que sería el único que se llevaría las ganancias.

De esta manera, y con el desencuentro entre mezcaleros y el gobierno de Oaxaca por la proliferación de municipios del país en la Denominación de Origen, las diferencias continúan y parece no encontrar una salida pronta y benéfica para el bien de la industria oaxaqueña.

 

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Reportajes

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *

Compruebe también

SERÁ VERDAD QUE

    Por Sófocles   ¿SERÁ VERDAD QUE… quien anda preocupado y hasta temeroso…