Inicio Reportajes Corrupción golpea a municipios pobres

Corrupción golpea a municipios pobres

0
0
18

Un informe de Oxfam, un movimiento mundial de personas que trabajan en 90 países para acabar con la injusticia de la pobreza, muestra cómo la corrupción afecta principalmente a los municipios más pobres de Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Veracruz y Puebla

 

“Esto (las irregularidades) hace que se debilite la política dedicada a reducir la desigualdad, ya que la educación pública de calidad es uno de los mecanismos más reconocidos de movilidad social; la salud es una condición necesaria para poder utilizar el capital humano de forma productiva; (y) los programas de desarrollo social sirven para redistribuir el ingreso a sectores que necesitan de mayores apoyos”

Informe de Oxfam

 

 

Daniela CHAO

 

Desde 2001, los gobiernos municipales de México han “perdido” 25,000 millones de pesos del gasto público por actos de corrupción, y los principales afectados son 94 municipios, de acuerdo con un informe de Oxfam.

En su estudio ‘La otra mafia del poder’, la organización destaca que hay 94 municipios que han perdido más del 90% de los recursos que les han auditado, y 51 de ellos pertenecen a los cinco estados más pobres del país: Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Veracruz y Puebla.

De hecho, de los 25,000 millones de pesos perdidos por gobiernos municipales, el 58% se encuentra en municipios donde la mayoría de la población se encuentra en pobreza.

 

LA PROPORCIÓN DE LAS PÉRDIDAS

 

Oxfam señala que, entre las principales irregularidades que causan estas “pérdidas” en los municipios, es porque los gobiernos locales no entregaron comprobantes para justificar el uso de los recursos, o simplemente, no dieron algún tipo de información acerca del uso o destino del dinero.

Y aunque hay 94 municipios que han resultado más afectados por estas prácticas, más de la mitad están en situación de pobreza, lo que muestra una diferencia “abismal” entre municipios pobres y no pobres a causa de la corrupción.

Como resultado de esto, se tiene que el 14% del dinero se “pierde” en el 10% de los municipios más pobres de México, y solo el 3% de pierde en los más ricos.

En esos municipios más pobres, que se ubican en Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Veracruz y Puebla, tienen pérdidas por 4.1 mil millones de pesos del gasto público. Mientras que en los más ricos la afectación es solo de 1.7 mil millones de pesos.

En términos porcentuales, 51 municipios en situación de pobreza han perdido más del 90% de los recursos. Por el contrario, en los 10 municipios más ricos de México solo se ha perdido el 1% del dinero que les han auditado.

Así, por cada peso “perdido” en un municipio rico, un municipio pobre pierde 2.4 pesos

 

LOS PROGRAMAS SOCIALES

 

Una de las premisas de este informe es que la corrupción no afecta en todos los tipos de gasto público por igual, sino que sucede más en los recursos destinados a atender a las poblaciones más vulnerables.

Tan solo el 53% de las irregularidades registradas por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) a lo largo de 19 años se relaciona con gastos en educación, salud y desarrollo social. Mientras que, según Oxfam, las irregularidades relacionadas con obras de infraestructura, que son las más documentadas por medios de comunicación representan apenas el 14%.

“Esto hace que se debilite la política dedicada a reducir la desigualdad, ya que la educación pública de calidad es uno de los mecanismos más reconocidos de movilidad social; la salud es una condición necesaria para poder utilizar el capital humano de forma productiva; (y) los programas de desarrollo social sirven para redistribuir el ingreso a sectores que necesitan de mayores apoyos”, puntualiza el informe.

Oxfam encontró que aquellos programas dirigidos a erradicar la desigualdad tienen 20 veces más irregularidades en el gasto, que aquellos programas que no lo hacen.

En total, en 18 años, hay 132,000 millones de pesos “perdidos”, los cuales estaban dirigidos a programas con más potencial para contribuir con la reducción de la desigualdad, y solo 6,000 millones correspondían a aquellos con “menor potencial”.

En educación pública se han “perdido” 105,000 millones de pesos, que sería suficiente para cubrir siete de cada 10 pesos del costo anual para toda la población indígena con rezago educativo.

En salud, la cantidad “perdida” asciende a 91,000 millones de pesos, lo que equivale a casi siete veces el presupuesto asignado a prevención y control de enfermedades en 2019.

El informe expone que, si los 79,000 millones de pesos perdidos en el 10% de los programas y partidas más redistributivas se encontraran, se podría lograr que el 10% de la población con menores ingresos recibiera 10,000 pesos, monto que supera hasta seis veces su ingreso mensual promedio.

Visto de otro modo, este dinero equivale a todos los recursos con los que contó el gobierno del estado de Oaxaca durante 2017.

 

Las cifras:

25

mil millones de pesos han perdido municipios por la corrupción

94

municipios del país, los más afectados

90

por ciento del gasto social perdieron los municipios

132

mil millones de pesos se encuentran perdidos, estaban destinados a combatir la desigualdad

105

mil millones de pesos destinados a educación, no aparecen

91

millones de pesos, asciende el monto perdido, destinado a salud

 

 

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Reportajes

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *

Compruebe también

Ejecutan a un hombre a plena luz del día en un restaurante de León

En un video difundido en redes sociales se aprecia como la víctima está sentada con acompa…