Inicio Reportajes “Aberrante”, subsidio a partidos y desamparo a mujeres: GESMujer

“Aberrante”, subsidio a partidos y desamparo a mujeres: GESMujer

0
0
84

La activista Ximena Avellaneda pide al gobierno federal mantener los recursos para los refugios de mujeres víctimas de violencia y de las estancias infantiles, a cambio que se reduzca el millonario presupuesto ordinario destinado a los partidos políticos

 

David Méndez

 

Como algo “terrible” y “aberrante”, calificó la ex presidenta del Grupo de Estudios sobre la Mujer  “Rosario Castellanos” (GESMujer), Ximena Avellaneda Díaz, el hecho que las autoridades federales otorguen más recursos a los partidos políticos que a la lucha contra la violencia de género, que antes de los 100 primeros días del gobierno de Andrés Manuel López Obrador le había arrebatado la vida a 304 mexicanas; de ellas, una veintena de oaxaqueñas.

En entrevista con Real Politik, la activista se pronunció a favor de que el Estado deje de financiar a los institutos políticos y estos vean la forma de subsistir por su propia cuenta, a fin de que las autoridades se aboquen a atender temas realmente prioritarios para la sociedad, como la inseguridad.

Avellaneda, que durante más de 30 años ha encabezado en Oaxaca diversas acciones en pro de la equidad de género, indicó que con acciones como la intentona del nuevo gobierno federal de eliminar los subsidios que reciben los albergues de mujeres víctimas de violencia (346 millones de pesos) y la desaparición de los apoyos directos para las Estancias Infantiles (2 mil millones de pesos), ha quedado de manifiesto cuáles son las prioridades para las autoridades.

Afirmó que lo anterior deja entrever que le depara un futuro sombrío a la lucha por la igualdad de género, pues de continuar aquellas políticas públicas en el actual sexenio la violencia en contra de las mujeres no cesará sino, al contrario, los casos de feminicidios crecerán.

“Es terrible cómo privilegian ciertos temas, y no los que son sustanciales. (Las mujeres) somos más de la mitad de la población y estamos relegadas con este grave problema que nos atañe a las mujeres y a la sociedad en general”, indicó.

“Las mujeres no tenemos recursos”, subrayó.

Luego de que el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció el pasado siete de febrero que su gobierno no apoyaría más de manera directa la operación de las Estancias Infantiles y, dos semanas después,  la cancelación de los apoyos para los refugios para mujeres, el pasado seis de marzo la diputada de Morena, Tatiana Clouthier, presentó una iniciativa de ley para recortar en 50 por ciento el presupuesto ordinario que reciben de manera anual los partidos políticos.

Con ello, las prerrogativas se reducirían de 5 mil millones de pesos a 2 mil 500 millones de pesos, de acuerdo con el planteamiento hecho por la legisladora.

“A mí me parece genial que los partidos políticos busquen sus recursos por sus propios lados. El gobierno no debe estar pagando a los partidos políticos; eso es aberrante, a mí me parece espantoso”, refirió, al respecto, Ximena Avellaneda.

Sin embargo, Avellaneda no quiso ser demasiado optimista: “La cuestión es que no creo que los partidos políticos vayan a dejar sus canonjías ni sus privilegios y dejar de vivir del presupuesto. Desde luego que nosotras colocamos arriba esos temas, nosotras los conocemos a fondo y es algo fundamental que debe atenderse”.

La defensora señaló que la administración de López Obrador no sólo se ha equivocado al momento de acotar el presupuesto de esos dos programas que buscaban garantizar a las mujeres una vida libre de violencia, sino que también al satanizar a las organizaciones civiles.

Explicó que mientras el gobierno relega a las organizaciones no gubernamentales, con el argumento de que muchas de ellas sirven al régimen neoliberal, son justamente esas agrupaciones las que durante décadas han hecho el trabajo que el gobierno se ha negado.

En el caso de GESMujer resaltó que se trata de una organización que comenzó a funcionar hace 25 años cuando el tema de equidad de género y respeto a los derechos de la mujer no había sido reconocido por las instituciones mexicanas.

Recordó que la organización que encabezó hasta la primera semana de marzo de 2019 recabó recursos propios y se dedicó a capacitar a médicos, enfermeras e implementó campañas para “sensibilizar a la población”.

“Hemos trabajado con maestros, que es muy difícil. Hemos  tratado de ver las múltiples aristas de un problema muy complejo porque es multidimensional. El problema de la violencia de género envuelve la cultura, la falta de políticas públicas, de presupuesto, de la orientación, de lo importante y de lo que no es importante; es un tema complejo.

“Por todos los lados por los que se ve, el panorama que se ve es bastante sombrío para seguir trabajando en esto”, manifestó.

Pese a ello, señaló que independientemente de que el gobierno federal restrinja los subsidios para programas pro-mujeres o de que si la Cámara de Diputados recorte el recurso de los partidos políticos, GESMujer seguirá trabajando desde su propia base con el objetivo de contrarrestar la violencia de género que en sus casos extremos redunda en feminicidios.

“Para eso trabajamos y estamos empeñadas y buscaremos los recursos; no se puede dejar a la población, así, desprotegida”, sentenció.

 

 

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Reportajes

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *

Compruebe también

Mujer se emociona cuando ve a AMLO y le dice: “Peña Nieto te la pela”

“Peña Nieto te la pela”. Así de directa y sincera fue una mujer que se topó con el preside…